Galería HGZ

Un Pendiente por Una Teta
Claudia Doring Báez
21.09.23 - 15.11.23

 

Un pendiente por una teta, y la derecha, la del corazón; un viaje al corazón del deseo y la atracción, donde las imágenes viven más allá de la propia vida y adquieren una vida propia. Tras el estudio de la cinematografía de diferentes directores a lo largo de su carrera, en esta ocasión Claudia Doring Báez dialoga con las historias entelarañadas y el amor por el místico femenino de Pedro Almodóvar.  

Los trazos en movimiento con los que trabaja Claudia sirven como fotogramas del viaje místico y complejo a través de la condición humana que nos plantea Almodóvar con sus narrativas y personajes. Una exploración de la psique colectiva en su forma más cruda, donde nos encontramos con espejos que nos revelan nuestras más íntimas pasiones y perversiones; dibujos vivos, que sabemos que son dibujos y no seres vivos. Sabemos que son rastros de la técnica y que aquellos no existen más que en una pantalla, en nuestra percepción de ellos. Aún así, nos seduce su comportamiento, nos conllevan al abismo de la pasión y la locura.

En este recorrido trazado por las narrativas paralelas de un mismo director, se hace una revisión de las imágenes, momentos, sonidos y diálogos cuya manera única de explorar la sexualidad y la violencia, cuestiona las normas y dinámicas convencionales. Hitos de los más obscuros afectos humanos como Tina bajo el chorro de agua (Carmen Maura en La Ley del Deseo, ‘87), Letal y los pelucones, la minifalda, el plataformón, su espíritu y su estilo (Miguel Bosé en Tacones Lejanos, ‘91), nos sirven para recapacitar al respecto de la ambigüedad de la identidad sexual; donde los personajes se pierden y se encuentran en la búsqueda desesperada del amor, arrojando luz sobre las sombras más profundas del inconsciente consciente. Los retratos subjetivos de estos personajes complejos nos guían por la examinación del núcleo de las emociones humanas.

 

ENGLISH VERSION

 

EN MONTAJE